El final del invierno inicio de primavera es una época de clima cambiante, de transición entre estaciones; ya que en el mismo día el sol puede calentar mucho por la mañana, y más tarde, llover y que bajen mucho las temperaturas. Por eso, resulta difícil elegir ropa de montaña para primavera.

Tras un año complicado y un invierno de nevadas copiosas, la montaña es una forma de desconectar del día a día, una válvula de escape para volver a movernos libremente siempre que las medidas así lo permitan. Para poder disfrutar de ella y practicar trekking de forma cómoda y acorde a la situación climática, a continuación os compartimos algunos consejos. Todo ello será posible gracias a unas recomendaciones de productos versátiles y multifuncionales, es decir, gracias a prendas híbridas y adecuadas para las cuatro estaciones del año.

La seguridad de la primera capa

La primera capa es aquella que está en contacto directo con nuestra piel. Suele estar fabricada con materiales de secado muy rápido, ya que su misión principal es mantener la humedad del sudor alejada del cuerpo y evacuarla hacia la segunda capa. Es decir, los propios tejidos de la prenda deberán absorber el sudor que podamos generar y transmitirlo a la segunda capa.

En Ternua, nuestras primeras capas son cálidas, de secado rápido, transpirables, ligeras, extremadamente cómodas y elásticas para que puedas disfrutar de una absoluta libertad de movimientos en actividades como trekking y senderismo. Además, para evitar las rozadoras y aumentar la comodidad, utilizamos costuras planas y tratamiento de control de olor como Polygiene. Eso sí, siempre será recomendable camisetas de manga larga, ya que si hace calor te podrás remangar y, si hace frío, protegerte los brazos.

Estas son algunas de las primeras capas que recomendamos y que podrían interesarte:

camiseta montaña mujer

La eficacia de la segunda capa

Aunque a priori no parezca muy importante, la segunda capa juega un papel fundamental, pues su principal función es la de aportar calor. Si bien es cierto que en primavera no le damos tanta importancia, las segundas capas son las responsables de recoger la humedad expulsada de la primera capa y evacuarla al exterior. Es decir, la capa del medio es la que retiene el aire templado y crea con él un colchón que nos proteja del frío exterior.

Sin duda alguna, aquí es donde más opciones tenemos; ya que podemos utilizar desde un forro polar, hasta un plumífero o una chaqueta ligera y rellena de fibra o plumas. Estas prendas son, por lo general, ligeras, no retienen agua en sus fibras, tiene un buen aislamiento, e incluso se secan pronto si se llegan a mojar.

Este tipo de prendas de Ternua suelen estar fabricadas con fibras sintéticas recicladas como nylon o poliéster. Entre los tejidos propios destacan Warmshell, Dryshell, Shellstrech, Microshell y Thermasell; mientras que en los tejidos ajenos destacan Polartec y Primaloft. Sea cual sea el tejido utilizado, en un ambiente tan variable y cambiante como el que estamos viviendo, siempre será mejor elegir prendas con cremalleras completas que las de introducir por la cabeza, puesto que nos darán más opciones de aireación y perderemos menos tiempo en quitárnoslas o ponérnoslas.

Estas son algunas de las segundas capas que recomendamos y que podrían interesarte:

chaquetas trekking primavera

La protección de la tercera capa

La verdad es que de poco servirían la 1ª y la 2ª capa si, en condiciones desfavorables, la lluvia las empapa, y, por consiguiente, nos pone en serios problemas en la montaña. Cuando hablamos de la tercera capa hablamos de protección, ya que su función es especialmente necesaria cuando las cosas se ponen feas y, por lo tanto, más protección necesitamos.

En Ternua, nuestras terceras capas son chaquetas con membrana, impermeables, transpirables, y cortavientos; cuya misión es impedir que la lluvia y el viento pasen al interior, y a su vez puedan evacuar la humedad generada por el sudor. Por ello, en primavera, por muy fina y ligera que sea la tercera capa que utilicemos, esta seguirá siendo imprescindible para protegernos del clima y de las temperaturas cambiantes.

Estas son algunas de las terceras capas que recomendamos y que podrían interesarte:

equipamiento montaña mujer

La funcionalidad de los pantalones de trekking

En cuanto a los pantalones, estos deberán de ser ligeros, elásticos (a poder ser en las cuatro direcciones), resistentes a la climatología cambiante y cómodos. También es importante que tengan unos cuantos bolsillos planos (con cremalleras), tanto en la parte trasera como en la delantera.

En la montaña, solemos andar entre vegetación, rocas, árboles, y demás; por lo que podemos sufrir alguna caída y deslizarnos cuesta abajo. Es por ello por lo que el pantalón también cumple la función de evitar y minimizar el daño mediante la implementación de refuerzos y acolchado en rodillas, entrepierna y culera. En caso de querer mayor seguridad, puede resultar interesante adquirir pantalones con este tipo de características.

Estos son algunos de los pantalones que recomendamos y que podrían interesarte:

La importancia de los accesorios de montaña

En la montaña siempre es importante equiparse y preparase con accesorios técnicos como pueden ser; mochilas trekking , botellas y termos, gorros y viseras, bastones senderismo, etc. Todos estos accesorios juegan un papel muy importante en el monte y nos pueden resultar muy útiles para hacer nuestra travesía de forma más cómoda y segura.

Además, debido a la climatología cambiante y a la superficie de la montaña, es muy importante utilizar unos calcetines técnicos especiales para trekking como los que nos ofrece Lorpen. Estos calcetines de alta calidad y fiabilidad hacen uso de la tecnología e innovación para crear las mejores soluciones para tus pies en el medio natural. Han sido fabricados en Etxalar, una pequeña localidad del Pirineo Navarro, desde hace más de 30 años. Conoce más sobre los calcetines trekking Lorpen.

mochila trekking